jueves, 27 de septiembre de 2012

Los principios en el proceso



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Hablar de principios en el proceso no es tarea fácil y puede conducir a conclusiones erróneas. La doctrina no es pacífica en orden a la existencia de los principios procesales, aunque quepa delimitar los que inspiran nuestro proceso en concreto (sea éste civil, penal, o de cualquier otro orden jurisdiccional). Son numerosos los principios destacados, de forma que, a veces, incluso se confunden éstos con simples manifestaciones de los más importantes.

Principios y proceso

- Dualidad autoridad-libertad en los principios procesales en la historia


En primer lugar, hay que decir que en la historia se perciben especialmente dos corrientes o tendencias, en torno a las cuales gira la mayoría de los principios procesales considerados como tales en el momento presente. En líneas generales, al igual que acontece en las restantes manifestaciones de la organización social, se observa la dualidad autoridad-libertad.

Dependiendo de las coordenadas de espacio y de tiempo, podremos deducir que los principios dimanantes de la una o de la otra han influido preponderantemente, nunca de forma exclusiva o monopolista, en cada momento y lugar. A título de ejemplo, observamos que no fueron los mismos los principios que inspiraron la administración de justicia durante la época medieval, o en la propia vigencia de la Inquisición, que los principios que impulsaron en cuanto al modelo de justicia a los protagonistas de la Revolución Francesa; tampoco son similares los principios de la Revolución bolchevique que los de la Alemania nacional-socialista. También son diferentes los principios que en la actualidad inspiran la justicia administrada en los EE.UU. de Norteamérica, o en Italia, que los que lo hacen en Nigeria o en Cuba. En otras palabras, según el contexto histórico (sin olvidar el parámetro temporal) en el que nos situemos, podemos hablar de la vigencia o del predominio de unos u otros principios procesales.

Lo afirmado no es sino la aceptación de que la justicia de un determinado país, en un concreto momento histórico, se inspira en unos principios que, a su vez, son fiel reflejo de los principios que vertebran su ordenamiento jurídico, el cual, necesariamente, corresponde al sistema filosófico-político de una nación.

- Principios intrínsecamente procesales y principios producto de la situación histórica


Dicho esto, podemos discernir entre los principios intrínsecamente procesales, existentes en toda manifestación de administración de justicia, con independencia del espacio y del tiempo en el que nos situemos, y los principios más coyunturales o producto de la situación histórica. En este sentido, entendemos que se puede distinguir entre principios fundamentalmente procesales y aquellos otros de carácter accidental o secundario respecto de los primeros.

----------

Fuente:
Introducción al Derecho procesal, José Martín Ostos.