martes, 5 de febrero de 2013

Tribunal Internacional de Justicia



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
El Tribunal Internacional de Justicia (TIJ) es el órgano judicial principal de las Naciones Unidas. Tras ser previsto por la Conferencia de Dumbarton Oaks de 1943, comenzó a actuar en 1946. Se trata de un Tribunal de ámbito universal que cuenta con jurisdicción facultativa y competencia contenciosa y consultiva. Los Estados podrán hacer declaración de aceptación de su jurisdicción de modo incondicional, bajo condición de reciprocidad, por tiempo cierto o para determinadas clases de controversias. España ha aceptado la jurisdicción obligatoria del Tribunal a través de la Declaración de 29 de octubre de 1990.

Su Estatuto se integra en la carta de las Naciones Unidas. Su Reglamento fue aprobado el 6 de mayo de 1946. Después de diversas modificaciones, ha entrado en vigor el 1 de febrero de 2001. El Tribunal Internacional de Justicia radica en La Haya (Holanda).

Ante el Tribunal Internacional de Justicia sólo podrán personarse los Estados parte en una controversia. Los particulares no podrán acudir ante él ni en vía contenciosa ni en consultiva.

Existen dos modos de dar inicio al procedimiento contencioso: conforme al primero de ellos, las partes llevan la cuestión ante el Tribunal y le notifican el acuerdo previo que subsiste entre ambas de someterle dicho asunto. Según la segunda vía, alguna de las partes dirige la demanda al Tribunal tras haber aceptado, de modo general y a través de la cláusula facultativa, la competencia del mismo.

En el procedimiento que analizamos, la representación de las partes (a través de "agentes") es obligatoria y deberá acreditarse desde su inicio. Por el contrario, el empleo de abogados o consejeros es, si bien frecuente, potestativo.

El procedimiento se estructura en dos fases: escrita y oral. A lo largo del mismo, cobran especial importancia las conclusiones que habrán de presentar las partes, debiendo la sentencia que recaiga finalmente contestar a aquéllas. Dicha sentencia será motivada, definitiva e inapelable, poseyendo autoridad de cosa juzgada. Sí podrán, en cambio, ser objeto de interpretación y de revisión. En cuanto a su ejecución, ésta corresponderá a los propios litigantes.

Está compuesto por quince jueces. De entre ellos, deberá elegirse un Presidente y un Vicepresidente. Será posible la designación de un juez ad hoc para los supuestos en que en el tribunal no haya ningún juez de la nacionalidad de los Estados litigantes. Por su parte, la Secretaría está formada por un Secretario, un Secretario Adjunto y los funcionarios.

El Tribunal Internacional de Justicia puede actuar en Pleno o a través de Salas (tanto especiales como de procedimiento sumario). En 1993 se creó una Sala especial para las cuestiones de medio ambiente. Lo normal será que actúe en sesión plenaria, siendo para ello suficiente que se alcance un quórum de nueve jueces.

----------

- Juzgados españoles e internacionales: otros artículos de Derecho Procesal


+ Consejo de Hombres Buenos de Murcia

+ Tribunal Constitucional

+ Tribunal de Cuentas

+ Tribunal de Justicia Comunidad Europea

+ Tribunal de las Aguas de la Vega de Valencia

+ Tribunal de Primera Instancia Comunidad Europea

+ Tribunal Europeo de Derechos Humanos

+ Tribunal Internacional del Derecho del Mar

+ Tribunal Penal Internacional

+ Tribunal Internacional de la antigua Yugoslavia

+ Tribunal Internacional de Ruanda

+ Tribunal Internacional para Sierra Leona

+ Tribunal Internacional de Camboya

+ Tribunal Internacional del Líbano

----------

Fuente:
Introducción al Derecho Procesal, José Martín Ostos, páginas 161 y 162.